Mostrando entradas con la etiqueta Errores en decoración. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Errores en decoración. Mostrar todas las entradas

5 muebles que eran más bonitos antes que después

by 11/28/2017 12:00:00 a. m.
5 muebles que eran más bonitos antes que después
Espero que no pienses que mi cómoda renovada con stencil debería estar en esta lista :/

5 muebles que eran más bonitos antes de ser renovados

Renovar un mueble no siempre significa que quede más bonito de lo que estaba antes, si no me crees, mira estos 5 ejemplos, ¡para flipar!

Me encanta renovar muebles viejos y darles una nueva vida. Me chifla, lo puedes comprobar en mi galería de muebles reciclados. No sólo os enseño lo que hago yo sino que de vez en cuando comparto transformaciones que han hecho otras personas y que me parecen maravillosas. Hoy no vengo a hablar de maravillas, precisamente, sino de todo lo contrario.

Para mí la clave del éxito cuando se renueva un mueble no es necesariamente hacer algo super creativo, sino saber destacar sus puntos fuertes y respetar su esencia. Por ejemplo, a veces la mejor forma de darle una nueva vida a un mueble es decapándolo, sin más florituras.

Para el que hace artesanía, manualidades, diy, etc. lo divertido es aplicar 20 técnicas y colores, pero eso hace que luego vayas a las ferias de artesanía y haya un 10% de cosas que molan en medio de un 90% de engendros con diseños muy complejos que rayan en lo hortera.

Con los muebles renovados pasa lo mismo. Una puede pasárselo pipa aplicando stencils, reservas, degradados, efectos decapé y decoupage como si no hubiera un mañana pero luego, ¿quién va a querer meter el engrendro en su casa? Pues solamente el padre de la criatura. Nadie más. Ni perrimeison, ni nadie de su bufete.

A mí me gusta renovar muebles viejos (que no antigüedades) que no tienen ningún valor estético (cuanto más feos y destrozados, mejor) y convertirlos en cosas bonitas que encajarían en una decoración actual o con un diseño atemporal pero, si no se hace bien, esa renovación puede estropear el mueble completamente.

A veces veo auténticas preciosidades con su madera rústica y su carácter antiguo convertidos en muebles del montón por culpa de renovaciones innecesarias. Por supuesto, esto es un criterio totalmente subjetivo pero tengo curiosidad por saber qué opinas tú.

5 muebles que eran más bonitos antes que después

1. De cajonera industrial a payaso del circo



CONTENIDO EXCLUSIVO PARA SUSCRIPTORES

Accede a contenido exclusivo: sucríbete a Dr. Livinghome para recibir este post el jueves en tu correo con la newsletter

3 motivos por los que tu decoración no funciona (y cómo solucionarlo)

by 6/06/2017 12:00:00 a. m.
Por qué tu decoración no funciona
Bienvenida a la casa de la loca de las plantas: ¡mi casa!

¿Por qué no consigo la decoración que quiero?

¿Frustrada porque tu decoración no te acaba de convencer y no sabes ni cómo ni por qué? Don't worry, ¡no eres la única! Sigue leyendo.

Es curioso la cantidad de personas que me encuentro a las que les encanta la decoración pero me dicen que no están contentas con su casa. Que a su casa "le falta algo", que es que "parece que se acaba de mudar" porque la tiene decorada a medias o que no sabe cómo convertirla en esa casa acogedora y personal que tanto le gustaría.

¿A ti también te pasa? Tranquila que no eres la única que sufre de "insatisfacción decorativa". Como te digo, le pasa a un montón de gente y te voy a contar por qué.

Antes y después de mi cocina
Cuando nos mudamos, esta cosa gris y fea era nuestra cocina. Yo misma la renové por menos de 400€. El negro era un riesgo, sustituir los armarios por baldas era un riesgo pero yo sabía lo que hacía, sabía lo que quería conseguir y, después de los cambios, esta cocina me enamora tanto hoy como el primer día. ¡En decoración hay que saber arriesgar!

Cuando te gusta la decoración o cuando te acabas de mudar y te hace una ilusión tremenda decorar tu nueva casita, es muy normal pasar un montón de tiempo viendo casas en Pinterest, en blogs y revistas.

Ves un montón de casas bonitas, te sientes super inspirada y te pones manos a la obra pero resulta que no te queda igual que en las fotos que habías visto, te sientes perdida, no entiendes qué está pasando... y entonces es cuando se inicia el círculo vicioso: como tu decoración no queda como te gustaría, te desanimas y abandonas el proyecto a medias y entonces miras a tu alrededor y no te gusta lo que ves y eso te desanima todavía más.

Pues ya es hora de romper esa dinámica, ¡leñe! Que ya tenemos una edad en la que nos merecemos tener una casa agradable, bonita y con personalidad y no en un piso a medio decorar, ¿no te parece?

Te voy a contar los 3 motivos por los que tu decoración no te llena.

Los 3 motivos por los que tu decoración no te convence del todo

MOTIVO Nº1. No tienes claro tu estilo

Esto no puede ser más típico. Con la cantidad de imágenes bonitas con las que nos bombardean (o nos bombardeamos voluntariamente) es muy fácil perderse a una misma y dejarse llevar por las modas.

Ay mira, una casa toda blanca, ¡qué bonita! ¡La quiero! Uy, mira esos estampados étnicos, qué casa más acogedora, ¡eso es lo que quiero! Ay, que ahora veo mucho la lámpara kouchi, ¡quiero una! Qué bien quedan las plantas, me gustaría llenar mi casa de plantas... y así hasta el infinito.

Te lo pongo claramente, si no tienes claro tu estilo y no sabes el tipo de decoración que quieres tener, nunca vas a tener una decoración que te satisfaga 100%.

Antes y después de la decoración de mi dormitorio
La primera habitación que decoré en este piso fue el dormitorio. Estaba agotaba, la casa era un caos, quería publicar rápidamente la transformación porque llevaba un tiempo sin poner nada en el blog y por culpa de las prisas me precipité a la hora de escoger piezas y colores, perdiendo de vista mi estilo. ¿Resultado? Que a los pocos meses, ya con más calma, lo decoré a mi gusto y ahora me encanta. Moraleja: cuando escojas muebles y accesorios, ten paciencia y espera a que aparezcan los ideales para tu estilo, no llenes tu casa de cosas que no transmiten tu personalidad.

La decoración de mi dormitorio en verano
Me encanta ir cambiando detalles según las estaciones pero siempre sin perder de vista mi estilo ecléctico, moderno, con el omnipresente negro y lleno de plantas.

MOTIVO Nº2. Acumulas por acumular

Confiesa. ¿Cuántas cosas guardas en tu casa que en realidad no usas? ¿Cuántas que ya no te gustan? Es increíble lo mucho que nos apegamos a las cosas por pena o porque nos engañamos con la idea de que vamos a usarlas/necesitarlas en un futuro. "Ay, no me voy a deshacer de esa silla que no me gusta desde hace 5 años porque a ver si resulta que un día viene el tío Perico del pueblo y va y no tiene donde sentarse. Mejor la dejo ahí estropeándome la decoración".

¿Cómo vas a tener una decoración que te encante si tienes la casa ocupada por cosas que no te molan?

Antes y después de la decoración de mi salón
Así era como tenía decorada mi casera el salón. Yo lo llené de muebles y accesorios de nuestro estilo, mucho más urbano y moderno. Si no se ama, no se queda ;)

Mi salón Con mucha pena me deshice de varias sillas que me gustaban pero no encajaban en la decoración de mi salón. Eso sí, una vez fuera de casa, ¡no las he vuelto a echar de menos!

MOTIVO Nº3. Tu miedo de bloquea

Estás acongojada (por no usar la otra palabra que suena parecida). Tienes miedo a equivocarte, miedo a que quede hortera, miedo a aburrirte de tu decoración, miedo a lo que piensen los demás... Créeme, yo expongo la decoración de mi casa para que todo internet pueda verla, analizarla, mirarla y remirarla con el riesgo de que la pongan a parir (de momento no ha ocurrido, ¡menos mal!), así que sé lo que es tener miedo a la hora de decorar.

Pero, a pesar de ese miedo, mi casa me encanta y me la han publicado en un montón de sitios, así que el problema no es tener miedo. El problema es dejar que el miedo domine tus decisiones.

El problema es que por ese miedo te arriesgas tan poco que tu casa acaba siendo aburrida, no transmite tu personalidad, ni transmite emociones ni transmite nada de nada.

Mi pasillo
Pinté a mano la pared del fondo del pasillo, imitando un papel pintado carísisisisimo que me encanta. Si me hubiese dejado llevar por el miedo hubiese dejado esa pared lisa, que es una opción mucho menos arriesgada pero la decoración del pasillo sería muuucho menos interesante.

El origen de estos problemas

La raíz de todos estos problemas es que no tienes un plan.

Decoras a salto de mata, sin un plan. No tienes bien claro cuál es tu objetivo, así que vas juntando piezas según te da, según cosas que has visto en internet o en la tienda de turno.

Al final acabas con un grupo de muebles y accesorios cada uno de su padre y de su madre que fuiste juntando y que no funcionan en conjunto.

Mi salón
Hasta a mi peludita Peggy le encanta la decoración de nuestra casa

Hay mucha información en internet y mucha gente piensa que con ver fotos en Pinterest y aprender las cuatro "normas" absurdas que se repiten en todas partes ya van a saber decorar su casa.

Base neutra y toques de color, la norma 60/30/10, mejor pintar de blanco en habitaciones con poca luz... son "normas" sin contexto, sin explicación, (sin mucho sentido, si me preguntan) que no te ayudan a entender cómo funciona la decoración ni te ayudan a saber cómo adaptar lo que ves en una foto a la realidad de tu casa.

Entonces, ¿cómo lo soluciono?

La solución es establecer un plan de acción. Plantéate, ¿qué tipo de decoración quieres? ¿Quieres mezclar estilos? ¿Quieres que sea una decoración moderna y práctica o elegante y refinada? ¿Qué colores quieres usar? ¿Cómo los quieres combinar?

Es hora de trazar un plan y ponerte unos objetivos antes de lanzarte a decorar como un pollo sin cabeza. Sólo así conseguirás esa casa con la que sueñas, esa casa completa, cálida y acogedora que transmite tu personalidad.

¿No te sientes emocionada sólo con pensarlo?

Errores en decoración: seguir la moda

by 1/17/2017 12:00:00 a. m.
Errores en decoración: seguir la moda

Errores en decoración: seguir la moda

Todas nos dejamos llevar por las modas en mayor o menor medida pero es uno de los mayores errores que puedes cometer en la decoración de tu casa, ¿quieres saber por qué?

Antes de empezar tengo que matizar el titular. Casi todos seguimos las modas, de una forma o de otra, o, más bien, debería decir las tendencias. Para mí la tendencia es, digamos, la moda de fondo, que dura unos cuantos años y que va evolucionando y cambiando poco a poco.

La moda es lo que se lleva una determinada temporada o temporadas y que puede que la siguiente o dentro de dos ya no se lleve y pase a ser considerado "horrible".

Seguir la moda en cualquier ámbito es un ejercicio un poco banal, opino. Ahora están de moda los 70 y a veces veo a gente por la calle que parece que ha salido de una revista de 1976. Esa misma gente se horrorizará de ello en unos años, tirará toda esa ropa y comprará toda de la moda de turno según X revistas y blogs de moda. ¿No es un poco absurdo que alguien te dicte cómo tienes que vestir?

Errores en decoración: seguir la moda
Foto: AD España

Otra cosa son las tendencias. Las tendencias son más profundas y van cambiando con la sociedad. No son tan concretas, no es "ponte un pantalón de lunares y cada vez que salgas a la calle verás 200 mujeres con un pantalón de lunares pero la temporada que viene no verás ni una porque estarán pasadísimos de moda y será una vergüenza ponérselos", es "se llevan los materiales naturales porque estamos hartos de lo sintético", por ejemplo.

Pues en decoración es lo mismo, están las modas y están las tendencias. Para mí, todas las casas que ilustran este post siguen la tendencia, son actuales, pero ninguna sigue la moda.

Es un error decorar tu casa con la moda del momento

Ahora que está de moda el estilo boho no hago más que ver casas decoradas como si fuera 1978. Casas llenas de macramé, mezcla de textiles, estampados y plantas por todas partes. Casas que hace dos días eran de estilo nórdico y que, dos días después serán de estilo a saber qué. Seguramente minimalista, porque las modas van de opuesto a opuesto, para que gastes más. Y oye, no dudo que hay mucha gente que viste o decora así porque de verdad es su estilo pero, ¿todos? Raro, raro...

Errores en decoración: seguir la moda
Foto: Mad About the House

El problema de seguir las modas al pie de la letra es que no dejan espacio para la expresión personal. ¿Qué es lo que te gusta a ti?

¿Quién no ha cometido nunca el error de dejarse llevar por la moda del momento?

Es muy difícil no dejarse llevar por los cientos de imágenes que se ven en Instagram, Pinterest, en blogs y revistas de decoración. Como cuando te ponen la misma canción horrenda en todas partes hasta que primero empiezas a tararearla y acabas buscándola en Spotify. ¿Te gusta de verdad esa canción? ¿Crees que en cinco años volverás a buscarla en Spotify para seguir escuchándola? Pues con la decoración igual.

El gotelé en su día estaba muy de moda, era lo más de lo más y hoy es considerado universalmente horrendo (yo lo odio con todas mis fuerzas).

Mi madre hace unas semanas me dio un cuelgaplantas de macramé que tuvo que eliminar de su decoración en un momento dado porque mis hermanas le dijeron que era "una horterada". La mujer le tenía cariño, lo guardó y mira tú por donde, ahora es lo más in.

Con esto quiero decir que, antes de seguir ciegamente cualquier moda o repetir lo que has visto en mil sitios en la web, pregúntate: ¿es esto lo que de verdad me gusta?

Errores en decoración: seguir la moda
Foto: Floor

Puede que sí, puede que a veces esas cosas que ves en internet te inspiren y te enamoren de verdad. La decoración de mi casa está llena de plantas. Repleta. Ahora mismo las plantas están muy de moda pero es que a mí me encantan. No voy a dejar de tenerlas sólo por eso.

¿Por qué es un error seguir las modas en decoración?

  1. Tu casa nunca te dejará satisfecha. Si de verdad te gusta la decoración, querrás que tu casa hable de ti. Si sigues las modas, tu casa nunca hablará realmente de ti con lo cual siempre sentirás que le falta algo.
  2. Gastarás más dinero. Si te compras una lámpara porque te enamora, te durará toda o casi toda la vida. Si te la compras porque está de moda, te durará sólo algunas temporadas.
  3. Tu decoración será poco original. Quizá esto a ti no te importe tanto, pero a mí no me gustaría tener una casa decorada igual que la de todo el mundo, ¿qué hay de divertido en eso? ¿Dónde queda la personalidad y la diferencia?
Errores en decoración: seguir la moda
Foto: My Domaine

Los errores en decoración no existen

- ¿Pero no acabas de decir que seguir la moda es un error?
- Síiiiii, un momeeeeeento. Pacieeeencia. Ahora lo expliiiico.

Para mí no exiten los errores en decoración porque cada uno es muy libre de tener la casa que quiere y, si a ti te gusta, nadie te puede decir que está mal, por mucho que incumpla todas las normas de decoración del planeta.

AHORA, si simplemente sigues la moda... difícilmente podrá ser la casa de tus sueños. Difícilmente podrá colmarte y enamorarte, ¿no?

Errores en decoración: seguir la moda
Foto: Abigail Ahern

Generalmente, seguir la moda al pie de la letra es un síntoma de inseguridad. No me atrevo a mostrarme, no vaya a ser que me juzguen, así que hago lo que sé que va a gustar y es aceptado mayoritariamente.

Pues si ese es tu caso (y oye, nos pasa a casi todas en mayor o menor medida), te animo a que poco a poco vayas tomando riesgos y atreviéndote a mostrarte tal cual eres. Te aseguro que esa es la mejor forma de enamorarte y enamorar con tu decoración.

Si quieres dar el paso, te ayudará mi guía paso a paso para aprender cómo decorar tu casa con poco presupuesto, sea cual sea tu estilo.

Tú qué opinas, ¿sigues la moda?

Por qué la decoración de mi habitación NO funciona

by 9/27/2016 12:00:00 a. m.
Los 3 errores que estropean la decoración de mi habitación
Aunque esta viñeta me encanta.

Hay 3 errores que hacen que la decoración de mi habitación no funcione, y tiene un porqué. Te voy a confesar una cosa. Allá por octubre del año pasado, cuando empecé a decorar mi habitación, no estaba pasando por un buen momento.

Nos acabábamos de mudar en contra de la voluntad de Mick, el ambiente estaba tenso, la casa llena hasta los topes de cajas, muebles que ya no tenían cabida, muebles viejos pendientes de renovar... caos no empieza ni a definir la situación. En la terraza no se podía entrar, en el salón sólo se podía usar la mitad del espacio, el pasillo estaba colapsado... era muy agobiante sobre todo para una persona que necesita el orden para tener un poco de paz mental como soy yo.

Por si fuera poco, no quería enseñar nada de la habitación hasta que estuviese finalizada, así que durante más de dos meses no posteé ningún diy, ni muebles reciclados, ni, obviamente, mi casa con lo cual las visitas se resintieron. Imagínate el bajón, en una casa rodeada de trastos, con apenas espacio para movernos, trabajando en la habitación como una loca mientras veía que el blog iba perdiendo visitas.

En ese ambientillo chungo aparecieron las primas hermanas enemigas de la decoración: la prisa y la precipitación. Decorar precipitadamente no es una buena idea pero, si además le sumas un presupuesto ajustado, ya tienes todos los ingredientes para el desastre.

Aunque queda muy dramático, cosa que me encanta, siendo justa, tengo que decir que la habitación no es un desastre, pero sí cometí varios errores que tuvieron un efecto dominó e hicieron que el resultado no me dejara satisfecha:

Los 3 errores que estropean la decoración de mi habitación
El diy tapizado capitoné me llevó un día entero y parte de otro pero por culpa del color del tapizado, nunca me enamoró.

Error nº1. Elegir el cabecero inadecuado

Se me metió entre ceja y ceja poner un cabecero de terciopelo para darle un toque glam rock. Hasta ahí todo correcto. El problema viene cuando escojo un cabecero de mis padres, porque era la opción más barata y rápida, pero resulta que el cabecero es demasiado grande para el hueco. La habitación no es pequeña pero hay una maldita columna que quita un poco de espacio en la pared del cabecero. Si a esto le añadimos que las mesillas son un pelín demasiado grandes (las elegí porque con el tiempo y el presupuesto que tenía eran la mejor opción, pero no la opción ideal), resulta que el cabecero no puede respirar.

Las formas redondeadas del cabecero no lucen en esa pared y quedan como atrapadas.

Los 3 errores que estropean la decoración de mi habitación
El azul de la pared me parece precioso pero... no es muy yo.

Error nº2, el más importante de todos. Elegir MAL el color del tapizado

Me enamoré de unas botas de terciopelo gris azulado que vi en Zara y quise tapizar el cabecero en ese mismo color pero, claro, cuando vas a la tienda, las opciones son bastante limitadas y no tienen todos los matices de color del mundo sobre todo si te lo quieres llevar puesto y no esperar a que lo pidan porque quieres acabar de una vez con la habitación, que tu casa parezca un poco menos un gallinero y puedas dar contenido interesante a tus lectoras.

Y claro, acabé llevándome ese azul pastel que no es feo pero... ¿pastel? ¿Yo? ¿En qué momento pensé que iba a poner colores pastel en mi casa y a los dos días no iba a querer matar a alguien?

De nuevo la precipitación y sus dañinos efectos hicieron acto de presencia y lo peor de todo es que el cabecero dictó la paleta de color del resto de la habitación. No tengo nada en contra del azul pero... tampoco es mi color.

Los 3 errores que estropean la decoración de mi habitación

Error nº3. No poner cariño en los detalles

¿Ves esos platos encima del cabecero? Pues duraron exactamente 24 horas ahí puestos. Los coloqué el día antes de hacer las fotos porque me parecía que quedaba un hueco vacío pero en realidad no me convencía el resultado. Tampoco duró la manta sobre la mecedora, o la lámpara de la pantalla marrón.

Repito lo mismo, cuando haces las cosas con prisa es difícil poner el mimo que hace que la decoración hable de ti.

Los 3 errores que estropean la decoración de mi habitación
Puedes ver todos los detalles de la decoración de la habitación aquí.

Cometer errores en decoración cuesta tiempo, dinero y además es frustrante porque después de todo el esfuerzo que pones no te quedas satisfecha. Por eso es importante saber qué resultado quieres conseguir en tu decoración y tener paciencia para tomar las decisiones acertadas.

Ahora, con un poco más de calma y la casa mucho más ordenada, voy a redecorar la habitación, sin prisas ni precipitación y manteniendo el presupuesto ajustado. Voy a hacer bastantes cambios.

Eso significa que ahora tengo un montón de cojines y macetas azules que ya no encajan en la decoración y que, seguramente, se vayan a Galicia en el próximo viaje (junto con la alfombra de mi madre y el cabecero), aunque quizá los ponga a la venta porque bonitos son un rato largo, ¿no te parece?

Ahora, la gran pregunta, ¿quieres ir viendo avances y cositas o te gusta llevarte la sorpresa cuando ves el resultado final?

4 normas en decoración mal interpretadas

by 9/15/2016 01:27:00 a. m.
4 normas en decoración mal interpretadas
Foto: AD España

Me pone un poco nerviosa hablar de normas en decoración porque veo tantas casas que rompen las normas con un resultado brillante que me siento un poco tonta predicando las susodichas normas.

Tengo la sensación de que muchas veces se simplifican las cosas y se nos intenta decir lo que tenemos que hacer en lugar de explicarnos el tema y dejar que seamos nosotros los que decidamos qué queremos hacer. Tenía un profesor de diseño que siempre decía "mejor haced un trabajo simple y bien hecho, antes que intentar hacer algo complicado que pueda salir mal". Me pareció una llamada a la mediocridad. Oye, ni por un momento penséis que podáis llegar a hacer algo brillante o distinto, no hombre, no, no os compliqueis, mejor no intentarlo y conformarse con lo básico. ¡Qué deprimente!

Pero bueno, decía Picasso aquello de "aprende las reglas como un profesional para poder romperlas como un artista" y, la verdad, tenía más razón que un santo. Para poder correr hay que aprender a caminar. El problema es que muchas de esas normas que se repiten en realidad no son normas, son interpretaciones básicas de las normas que en lugar de explicar el cómo o el por qué, directamente te dicen lo que tienes que hacer.

Así que hoy te voy a contar qué hay detrás de estas 4 normas de decoración que en realidad no son normas, sino opiniones:

4 normas en decoración mal interpretadas

1. Para transmitir calma son imprescindibles las paredes en colores neutros

Si piensas en pistacho, turquesa o rojo pues sí, mucha calma no transmiten pero es que colores hay muchos y no todos son brillantes y saturados.

4 normas en decoración mal interpretadas
Foto: Decocrush

4 normas en decoración mal interpretadas
Foto: La Maison Dannag

4 normas en decoración mal interpretadas

Foto: My Scandinavian Home

Estos tres ejemplos en verde, azul y rosa dejan claro que no es necesario pintar las paredes en colores neutros para que en tu casa se respire tranquilidad y buen gusto.

Más bien la normas sería: para transmitir calma, huye de colores brillantes y utiliza en colores poco saturados o muy claritos.


2. Mejor práctico que estético

Pues depende. La decoración tiene que cubrir tus necesidades y, si no lo hace, por más bonita que sea nunca te dejará satisfecha. Por eso es importante que sea práctica en ese sentido, en el de cubrir tus necesidades, pero es que las necesidades varían con cada uno, no es lo mismo una familia con hijos que un piso de soltero, una casa de veraneo que una primera vivienda...

Habrá ocasiones en las que para ti lo estético se ponga por encima de lo práctico. Por ejemplo, tener la casa llena de plantas no es lo más práctico: hay que cuidarlas, regarlas, limpiarles el polvo (que es un coñazo supremo), ducharlas de vez en cuando, quitarles las hojas muertas... pero para mí merece la pena hacer ese sacrificio porque tener una casa bonita me hace feliz. Quizá el día de mañana cuando tenga dos churumbeles mande las plantas a la porra pero, ahora mismo, me compensa sacrificar un poco de practicidad por mis bonitas plantas. Mick en cambio no concibe que cada vez que pone el lavavajillas tenga que abrir un armario, coger las pastillas, volverlas a guardar y cerrar el armario, así que deja las pastillas en la encimera. Porque para él es más importante lo práctico que que las pastillas queden como el culo fatal ahí encima.

4 normas en decoración mal interpretadas
La casa de otra loca de las plantas como yo. Foto: Elle Decoration

4 normas en decoración mal interpretadas
Me encanta la idea de utilizar sillas como mesilas de noche pero, con las cantidad de cosas que guardo, a mí no me sirven. En este caso tengo que anteponer lo práctico a lo estético para cubrir mis necesidades. Foto: Brown Dress with Dots

O sea, la norma sería: adapta la decoración a las necesidades de la gente que vaya a vivir en la casa.


3. Menos es más

Cuando no tienes mucho gusto, o no sabes muy bien cómo combinar, este consejo puede ser muy válido. Digamos que con un vestidito negro simple siempre quedas bien. Es una forma de ir sobre seguro y evitar meter la pata pero eso no significa que menos sea necesariamente mejor, simplemente que es una fórmula que funciona.

Si te vas a lo sencillo y escaso, si eres demasiado comedida con los colores y con las formas, corres el riesgo de tener una casa muy sosa que no transmita nada así que no, menos no siempre es más. Para evitar una casa aburrida y plana no tengas miedo de incluir variedad de texturas, toques de color y piezas que se salgan de lo habitual.

4 normas en decoración mal interpretadas
La alfombra roja, las plantas, la gran cantidad de accesorios, cuadros y adornos que apenas dejan un hueco libre hacen que este comedor resulte muy acogedor y rebose personalidad. Foto: Apartment Therapy

4 normas en decoración mal interpretadas
Justina Blakeney de The Jungalow no se ha hecho un nombre a base del menos es más, eso está claro. Foto: The Jungalow

En este caso, la norma sería: no incluyas en tu decoración objetos o muebles sin un porqué estético, sentimental o funcional. Escoge con cuidado y mimo, acorde a tu estilo y no acumules por acumular.


4. Utiliza una misma paleta de color para toda la casa

Antes del verano, algo que vi en un reality me hizo replantearme mi estilo. Estaba yo viendo Styled to rock (un reality de moda creado por Rihanna, ¡no me juzgues!) y en un capítulo Pharrel Williams, que era uno de los jueces, le decía a uno de los concursantes que les tenía desorientados. Que cada semana diseñaba un modelito diferente, no veían un hilo conductor o un sello de identidad... no veían un estilo propio. Pharrell decía que si el diseñador no lo mostraba no era porque no lo tuviera, sino porque la falta de confianza en sí mismo le hacía pensar que su estilo no era lo suficientemente válido y por eso no se comprometía con él, sino que picaba de todas partes.

Una nunca sabe de dónde le van a llegar estas píldoras de sabiduría que te hacen replantearte las cosas, pero la cuestión es que el discurso de Pharrell me impactó. Me vi muy identificada. A mí me gustan muchas cosas pero, al final, sí tengo un estilo, solo que me da miedo comprometerme con él 100% por miedo a lo que piensen los demás.

La cuestión es que eso pasa mucho. Las modas, la inseguridad, las opiniones de los demás, la falta de claridad... se pueden transformar en una casa en la que cada habitación parezca de su padre y de su madre, no hay una unidad. Sí creo que cuando eso pasa hay una falta de armonía que afecta al resultado final pero no creo que la unidad venga determinada necesariamente por la paleta de colores. Los acabados, los materiales y sobre todo el estilo pueden ser el hilo conductor que conecte todas las habitaciones de la casa, a pesar del cambio de colores.

4 normas en decoración mal interpretadas
Esta foto y las 5 siguientes pertenecen a la casa de Naomi Watts en NY. Como puedes ver la paleta de colores varía de habitación en habitación: naranjas, rojos, grises, verdes, azules, blanco, negro, tonos tierra... Fotos: AD Magazine

4 normas en decoración mal interpretadas

4 normas en decoración mal interpretadas

4 normas en decoración mal interpretadas

4 normas en decoración mal interpretadas

4 normas en decoración mal interpretadas

Por eso la norma sería: establece un hilo conductor de forma que la decoración de todas las estancias resulte coherente y la casa hable de las personas que viven en ella.

No sé si te has dado cuenta pero la casa de la foto que abre este post cumple las 4 normas mal interpretadas al pie de la letra, en cambio la casa de Naomi Watts las incumple todas. Está hecho a propósito, para mostrar que si esas normas fuesen tal, una de las dos casas sería un espanto y, ¿no te parecen las dos maravillosas cada una en su estilo?

Por supuesto que hay normas, trucos y técnicas que seguir para triunfar en la decoración pero no se resumen en cuatro frases. Se trata de entender cómo funciona la decoración para poder manejarla a tu antojo, llevarla a donde tú quieres y crear la casa de tus sueños.

¿Tú casa rompe alguna de estas 4 normas?

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre

by 4/05/2016 12:00:00 a. m.
Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre

Por suerte o por desgracia, la mayoría de los temas que me interesan son aquellos en los que todo el mundo piensa que es un experto: diseño gráfico, creatividad, arte, decoración... He tenido clientes que me han querido 'enseñar' las normas del buen diseño gráfico. Normas que, seguramente, les contó su cuñado en una cena de Navidad en los años 80, y por ello piensan que saben tanto, o más, que yo. Seguramente en materias como la ingeniería haya que ser muy meticuloso y seguir unas normas y procedimientos estrictos, pero en temas estéticos y creativos, las normas absolutas rara vez tienen sentido porque todo depende del resultado que quieras conseguir.

Hoy os voy a contar las 5 normas sobre decoración más repetidas y con menos sentido que no hago más que leer y escuchar por parte de los opinólogos of the world united. Normas que no hacen otra cosa que eliminar todo rastro de creatividad y personalidad de la decoración, porque no son normas sino los gustos de los opinólogos. Si por esos opinólogos fuera, todos viviríamos en una casa de estilo neutro, decorada en tonos neutros, con muebles neutros y accesorios de la tendencia del momento, sin importar los gustos o personalidades de cada uno.

5 normas en decoración que merece la pena romper

1. Elige colores neutros o te acabarás aburriendo

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Pocos se atreverían a tener un suelo rojo pero el resultado es espectacular. Nordic Treats

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
El techo rojo hace que la habitación sea mucho más acogedora. Design Shimmer

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Este hombre tan tranquilo cortando su limón, totalmente ajeno a la tragedia. Revista AD

No conozco a una sola persona interesada en la moda que sólo se compre vaqueros azules y camisetas blancas, porque no vaya a ser que se compre una prenda especial y se aburra de ella. En cambio, en decoración esto parece ser palabra de Dios, te alabamos Señor. No te digo que si te vas a gastar un dineral en un mueble de buena calidad te lo compres rosa fosforito, (aunque si te apasiona el rosa fosforito, tu armario está lleno de rosa fosforito y tienes el pelo teñido de ese color, ¡igual es una buena idea!) pero si te gusta el color no tienes por qué renunciar a él sólo por si acaso resulta que a lo mejor llega un día en que te aburres de él. Si algo te gusta de verdad, no te cansarás, y si te cansas, pues lo cambias, ya sea la mesa, el color de la pared o las sillas. Si te gusta la decoración, te encantará cambiarla de vez en cuando.

2. Mejor práctico que estético

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Patricia Urquiola no hizo caso de los opinólogos cuando diseñó este baño. Vogue Living

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Un sofá de terciopelo es la cosa menos práctica del mundo, pero parece que al dueño de esta casa no le importa. Felix Forest

Si sólo importase lo práctico, nadie jamás llevaría tacones, se alisaría el pelo o se pintaría los labios, ¿por qué con la casa ha de ser diferente? Yo digo, como buena gallega que soy, que depende. Depende de tu situación. Si tienes un trabajo a tiempo completo y 2 niños pequeños, igual es conveniente tener una casa práctica que se limpie fácil y rápidamente, pero a lo mejor resulta que estás soltera, o que tienes a esos 2 niños y el trabajo a tiempo completo pero también tienes 2 personas de servicio y puedes permitirte tener un sofá de terciopelo blanco porque te encanta y tienes tiempo de limpiarlo todos los días o tienes a alguien que lo haga. Yo, por ejemplo, en la escala entre práctico y estético me encuentro en el centro tirando hacia lo estético. Hay algunos detalles en casa que no son 100% prácticos pero prefiero el pequeño sacrifico de tener que quitar y poner el centro de mesa dos veces al día, que tener una mesa vacía y tristona. O tener una planta que complica coger las tazas cada mañana pero que me alegra el alma cada vez que la miro.

3. Menos es más

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Que le vayan al fotógrafo Martyn Thompson con ese cuento. Revista AD

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Esta casa entera es un ejemplo de lo contrario. Habitually Chic

Para unos sí y para otros no, casi como los pimientos de Padrón. Hay casas que son puro exceso y que son maravillosas y destilan muchísimo más estilo y personalidad que otras que en su afán de ser comedidas y correctas pueden resultar un poco sosas. Para gustos colores, y el gusto no puede entenderse nunca como una norma.

4. Escoge una paleta de color para toda la casa

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Otra casa que rompe las normas con un resultado genial. Sfgirlbybay

Eeeeeeh... ¿por? Puedo entender el sentido práctico, ya que es más fácil comprar cosas si te tienes una paleta limitada, y puedes mover los accesorios de una habitación a otra si te apetece cambiar pero, estéticamente, ¿según quién y por qué esta es la mejor opción? Ya sabéis que me encanta el color, por eso me niego a escoger sólo unos pocos para toda la casa. Sí intento que haya algún tipo de link entre las habitaciones para que haya una transición, pero cada una tiene sus colores y me encanta así. A lo mejor a ti no, a ti te gusta que todo tenga una continuidad muy marcada, ¡pues fenomenal! Como pasa con todas estas "normas", la realidad es que se basan solamente en el gusto de quien las dice, no en lo que tú quieres o necesitas para tu casa.

5. Las habitaciones pequeñas deben pintarse en colores claros

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Un loco de la colina decidió pintar un baño pequeño y sin ventanas de negro y el resultado es... genial. El acabado brillo refleja y multiplica la luz artificial. My Domaine

Por qué seguir las normas hace que tu casa sea mediocre
Nuestra cocina resulta mucho más interesante pintada de negro y todos los objetos destacan el doble contrastados contra este color. Dr. Livinghome

Cuando dije que iba a pintar mi cocinita de negro, varias personas que conozco se echaban las manos a la cabeza. ¿Negro? ¿Un color tan oscuro en una cocina tan pequeña? Todo el mundo lo repetía hasta que casi consiguieron que me asustara y la pintara de blanco. Menos mal que al final hice oídos sordos, seguí mi instinto, la pinté de negro y, la verdad, no puedo estar más contenta con el resultado. Pero hay gente que, aún viendo el resultado, me sigue repitiendo lo mismo, hasta tuve un comentario en aguna red social que decía textualmente que "una cocina tan pequeña no se debe pintar de negro". Oye, si no te gusta me parece genial pero decir que "no se debe"... ¿no es un poco exagerado? Y si me apetece pintar el salón rosa con lunares amarillos, ¿tampoco se debe? ¿Va a venir la policía a buscarme? La cuestión es que pintar una habitación de un color claro puede hacerla aparecer un poco más espaciosa o luminosa (tampoco esperes milagros), pero pintarla de oscuro quizá la haga parecer más interesante, o diferente, o estéticamente atractiva. Tú sabes el resultado que quieres conseguir en TU casa así que, en función de ese objetivo, escoge el color de la pared... digan lo que digan los opinólogos.


En resumen, lo que intento decir, es que si te guías por esas supuestas normas universales de la decoración en lugar de por tus gustos o tu personalidad, acabarás teniendo una casa que, sí, podrá ser muy correcta, nadie podrá decir que es horrible, pero no te va a enamorar. Si te apasionan los colores neutros quieres una casa blanca, blanquísima, fenomenal, y si quieres darle rienda suelta a tu creatividad y pintar un mural en la pared, ¡adelante! Al final no conviene olvidar que lo que digan los demás sobra porque la que vive en esa casa, ¡eres tú!

Tú qué opinas de este tipo de normas en decoración, ¿les haces caso o te dejas llevar por tu instinto?

Suscríbete al email para enterarte de las novedades, o a la newsletter semanal para llevarte 3 diy extra.

Sígueme en Facebook · Instagram · Snapchat · Pinterest · Google + · Twitter
Con la tecnología de Blogger.