Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

No sé si esto que te voy a contar te ha pasado alguna vez pero para mí este es uno de los pequeños placeres de la vida (soy así de friki). Como casi todas a las que nos gusta la decoración, me meto mucho en Pinterest para buscar inspiración para mi decoración y hace poco, por casualidad, llegué hasta la web del fotógrafo Jonas Ingerstedt.

Cuando entré mi corazón empezó a dar saltitos de alegría porque él era el responsable de la mayoría de las imágenes de mi Pinterest que más me habían inspirado para decorar mi casa en los últimos meses. Además, allí estaban no sólo las imágenes concretas que me habían inspirado sino las casas completas a las que pertenecen. Sí, estas cosas me hacen inmensamente feliz, soy así de simple.

Me encanta el estilo de sus fotografías y esa preciosa luz. De todas las casas, la que más me inspira para mi decoración es este piso en Suecia. Me gusta mucho la decoración ecléctica con esa mezcla de piezas modernas de líneas simples y otras vintage de líneas curvas. Si a esa mezcla le añadimos toques de negro, cerámica, plantas y arte, pues ya tengo mi receta ideal.

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia
Fotos: Jonas Ingerstedt

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia


Inspiración decoración. Una casa ecléctica en Suecia

Si te fijas, ninguna habitación de la casa está pintada de blanco. El comedor (que es la parte más me gusta) está pintado en un gris muy, muy, muy clarito que recomendaría a todo el mundo que quiera pintar su casa y no le apetezca añadir color. Es un color tan claro que no va a restar ni un ápice de luminosidad pero, ese pequeño toque de color hace que todos los colores destaquen sobre él, incluido el blanco. Fíjate cómo en la primera foto (que me vuelve loca) los marcos blancos destacan sobre el fondo. Si fuera blanco puro, no se produciría ese efecto.

En general me inspira mucho el uso de los colores en la decoración de este piso. Es sutil y al mismo tiempo tiene un gran efecto. Por ejemplo en el salón, los colores son suaves, lo que los hace calmantes pero más interesantes que los neutros puros y le dan una personalidad propia. Antes me inclinaba más por utilizar colores vivos en mi decoración pero ahora me inclino más por un ambiente moody (que dicen los anglosajones) con colores oscuros.

En estos momentos odio con más intensidad el gotelé de mi piso porque hace que cualquier color parezca mucho más feo. ¡No sabes la envidia que me da este piso!

Por cierto, yo busco inspiración para mi decoración en Pinterest, en revistas de decoración y en algunos blogs pero siempre estoy buscando ideas frescas, ¿tienes alguna recomendación?

10 comentarios:

  1. Wow, vaya espacio que nos compartes.
    Estaba buscando algo de inspiración para la pintura y te agradezco enormemente traer este espacio el día de hoy.

    Me encantó el gris del comedor y el efecto half-painted del techo. Perfecto! Espero poder pintar gran parte de la casa en esos tonos.

    Saluditos desde México.

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que nunca me ha pasado lo que cuentas con lo del fotógrafo pero te entiendo.Sin querer un día vi una casa que me encantó y descubrí de donde provenía la imagen y el arquitecto y miré todos sus proyectos...Alucinada me quedé.Me gusta esta casa! Ese popurrí de todo. Esa estantería negra me encanta!
    Yo nunca he sido fan de paredes blancas en el interior ,eso es lo único que tenía claro ... qué color no tanto jeje.
    Tranquila con el gotelé....ya se te ocurrirá algo.;-)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo que se me ocurre es prenderle fuego! :P Habrá que tener un poco de paciencia hasta que nos mudemos a otra casa :)

      Eliminar
  3. ¡Es una casa alucinante!
    El comedor y la cocina son mis estancias favoritas.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  5. Muy inspiradora. Ese gris es el que estaba pensando para el cambio de mi sala...verlo así en vivo, me gusta más...así que decidido, aunque habrá que esperar un añito más o menos al que el destroyer sea menos destroyer...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un color muy bonito y muy sutil, prácticamente blanco pero con un pelín de color. Me espero al año que viene a ver qué tal te queda ;)

      Eliminar
  6. Los tonos elegidos para las paredes me han encantado. El punto verde de las plantas queda genial con la fotografía que decora algunos espacios. ¡Me parece un piso de 10!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.